The Laura Palmers

 

La historia de la agrupación de coristas que me acompaña en las presentaciones en vivo comienza en la primera actuación que tuve en el año 2009. Mis composiciones ya estaban llenas de arreglos vocales, un gesto natural que se fue dando en todas mis canciones, entonces quise pedirles a mis viejas compañeras musicales de los tiempos de Golden Baba (2003 – 2007), Danae Morales y Anita Gallardo y a una nueva mejor amiga Carolina Espinoza, más conocida como Deplasticoverde, que me ayudaran a hacer realidad las armonías vocales que tenía preparadas.

Al reunirnos en torno a la música fue inevitable que surgieran nuevas ideas que alimentarían el imaginario del proyecto musical y la interpretación en vivo. Desde los tiempos de Golden Baba todas desarrollamos el humor absurdo de alto impacto, nuestros sueños eran acercarnos cada día más a la “ópera rock” o teatralidad de las puestas en escena y la expresión musical. Admirabamos en conjunto a grupos como Abba, Queen y los, hasta el día de hoy, máximos ídolos del humor Os Mutantes.

 


Foto por Paulina Mellado. Cortesía de Yasna.cl

Entonces las chicas comenzaron con la idea de realizar coreografías para las canciones, también aplicando en primera instancia las lecciones aprendidas por los girl groups del soul como The Supremes, Martha and The Vandellas o The Shirelles, entre otros. Pero estas coreografías inevitablemente transgreden con la femeneidad contenida de la época, al ser personas de los dosmiles, también necesitabamos recoger otros grandes pasos de baile de la historia posterior a los años 60′s. Algunos intentos de breakdance, por ejemplo, como el locking o el paso del robot.

Para la primera presentación en vivo y ya definida la funcionalidad de este grupo de coristas, ellas deciden buscar un nombre para realzar la situación de girl group y acompañar a una cantante principal, en este caso yo. Entonces rescatan al personaje central de la serie Twin Peaks “Laura Palmer”, una figura enigmática que encierra la candidez y oscuridad al mismo tiempo y que pertenece al imaginario del director de cine que a nuestro parecer es generador del máximo terror, David Lynch. Y qué más cercano al humor que el terror. Entonces nacen así The Laura Palmers.

 

 

Con el paso del tiempo, Carolina, quien ya tenía bastante profesionalizada su carrera solista como Deplasticoverde y también su profesión real: Física, en la Universidad de Chile, decidió abandonar la agrupación y concentrarse en sus proyectos personales, sin nunca dejar la amistad de lado. Es ella misma quien nos recomienda a Felicia Morales como su reemplazo, también una antigua amiga de las épocas de fotolog, conocida de bandas cercanas como Les Ondes Martenot y más tarde Les Chicci, pero con quién nunca había compartido en la misma agrupación musical. Al integrarse, se consolida el trío, ya que Felicia aporta con más ideas para las coreografías y con su oído absoluto y afinación perfecta, además de su amplio conocimiento del pop que compartimos desde el alma.

Más adelante, se nos acerca Rosita Espinoza de Merca Design, una diseñadora de desarrolla un estilo que rescata las altas tecnologías de las telas para deportes y las lleva a un plano cotidiano, pero siempre futurista. Ella nos ayuda a caracterizarnos con ropas especiales para nuestros shows en vivo, en donde Fakuta es el personaje del presente y del futuro y The Laura Palmers son los fantasmas del pasado. Ella desarrolla nuestros primeros trajes, pero a comienzos del 2011 parte a trabajar con el Cirque du Soleil y a viajar por el mundo, cosa que envidiamos bastante. Desde entonces comenzamos a trabajar permanentemente con María Jesús Ruíz, quien antes había realizado el hermoso arte para el video de Armar y Desarmar, con quien también compartimos el gusto por la moda del pasado, aunque esta sea la visión de futuro desde el pasado.

 

22.08.11